SEVILLA 15 Y 16 DE OCTUBRE DE 2012

FESTIVAL DE CINE

Lunes 8 de octubre de 2012


En el marco de la II Muestra de Películas Premiadas en el festival de Cine y Derechos Humanos "El Séptimo Ojo es Tuyo" que este año se centra en el tema de “Mujeres, Madre naturaleza”, queremos impulsar un espacio de reflexión que busque el análisis conjunto e integral de la realidad, mediante la utilización de los enfoque político- metodológicos de género, interculturalidad y sostenibilidad. Somos conscientes que las mujeres, los niños y las niñas, se ven Particularmente afectada/os por la degradación del medio ambiente, en muchos casos, debido a las relaciones de género existentes y su pertenencia a un determinado grupo étnico. En este marco la perspectiva de género nos proporciona las claves para comprender como las asimetrías de género estructuran la percepción y organización de la vida social, y especialmente la representación y utilización del medio ambiente. Así, el desarrollo sostenible surge como un nuevo paradigma propuesto para suplantar el viejo modelo desarrollista basado en parámetros meramente económicos que no considera la sostenibilidad de los procesos económicos, ambientales y sociales y que, por tanto, ha conducido a un crecimiento asimétrico injusto y destructor de la base natural indispensable para el bienestar humano a largo plazo. Fue definido como "aquel que satisface las necesidades de la presente generación sin comprometer las necesidades de las futuras generaciones". Este nuevo modelo implica la igualdad intra e inter generacional, la igualdad entre géneros y el respeto a la diversidad cultural, contemplando la participación de mujeres y hombres para la construcción de formas de interacción que protejan los recursos naturales, con la finalidad de que la sociedad actual no perjudique la capacidad productiva, social y ecológica de las futuras generaciones. La igualdad de género es un requisito fundamental a la hora de instaurar y hablar de desarrollo sustentable como tal, entendiendo como uno de los pilares del modelo sostenible la integración de todos los componentes con los que coexistimos. Cuando la perspectiva de género e interculturalidad se aplica en las estrategias de sostenibilidad, el resultado es un desarrollo más sostenible, pertinente y equitativo, basado en la plena e igual participación de las mujeres y los hombres, en sus respectivos conocimientos locales, y en los factores ecológicos y socioculturales. Sin embargo debemos tener en cuenta que no podemos hablar de “la mujer” ni “del hombre” como seres universales y homogéneos. Las relaciones de género varían de una sociedad a otra e incluso pueden coexistir dentro de una misma sociedad diferentes sistemas de género según la diversidad cultural que exista. Esto significa que las mujeres no son seres aislados, sino parte integral de la sociedad: no hay un mundo de las mujeres separado del de los hombres y viceversa 1. Tanto los hombres como las mujeres son grupos diversos.