Cooperación al desarrollo > ¿Dónde estamos? > América del Sur > Convenios > Convenio Regional en América del Sur > “Flores Ferrari promete viviendas y tierras a indígenas a cambio de voto para (...)

“Flores Ferrari promete viviendas y tierras a indígenas a cambio de voto para liberales”

16 de agosto de 2012

Flores Ferrari, doctor en medicina, es conocido por haber accionado judicialmente contra el Estado paraguayo para cobrar por las tierras de la comunidad Aché de Chupapou, situada en la zona de Curuguaty, que ya habían sido adquiridas y pagadas a otro propietario el Instituto Paraguayo del Indígena (INDI). Sin embargo, con supuestas documentaciones falsas judicializó el caso, que duró varios años, y finalmente logró que la justicia dictamine a favor de un nuevo pago por el inmueble, monto que ascendió a más de 1.000 millones de guaraníes.

Otro caso en el que estuvo involucrado el supuesto asesor presidencial corresponde a la venta de las tierras de Unión, en el Departamento de San Pedro, inmueble que no es reivindicado por ningún grupo indígena pero cuya compra fue exigida por algunos líderes de la región oriental. En este asunto Flores Ferrari asesoraba a Panta Piris, cuestionado representante guaraní, que durante varios meses encabezó a un grupo de nativos que supuestamente solicitaban esas tierras.

Las autoridades del INDI, primero durante la administración de Lida Acuña y luego la de Oscar Ayala Amarilla, dictaminaron en contra de la compra de este inmueble aduciendo que las tierras de Unión no eran aptas para el asentamiento humano y que el costo de venta, de unos 12 millones de dólares, no correspondían con el valor real de las tierras.

Sin embargo, a pesar de estos antecedentes Flores Ferrari vuelve ahora a involucrarse en los temas indígenas, interesándose principalmente en los casos de reivindicación de tierra. Esto quizás se deba a su capacidad de intermediar para que rápidamente los propietarios comercialicen sus inmuebles al Estado paraguayo.

El accionar del citado profesional se centra nuevamente en el ofrecimiento de las tierras a comunidades indígenas, aunque estas no estén reivindicando esas pòpiedades, incitando a los líderes con ofrecimientos de ayudas “en todo lo que necesiten” a cambio que ellos exijan al Estado las compras de los inmuebles que él les ofrece.

Reunión comunitaria

“Flores Ferrari vino el domingo hasta el local de Tierraviva, se quedó en la calle y pidió hablar conmigo. Le escuché, me dijo que hay un ganadero quiere comercializar 3.500 has. en las cercanías del lugar donde estamos viviendo actualmente. Dijo que el empresario Heribert Roedel no quiere vender su propiedad y que la comunidad tiene que comenzar a pensar en tierras alternativas. Me explicó que si quiero el INDI puede comprar ese inmueble que él ofrece y me aseguró que esa tierra no es propiedad de Roedel, pero no quiso decirme a quien pertenece la propiedad que ofrece. Me pidió que organice una reunión con mi comunidad y que él va a ir a explicarle a la gentes esta propuesta” explicó Carlos Mareco, líder de Sawhoyamaxa.

Aseguró que la comunidad no cambiará su reivindicación inicial, que seguirán luchando por sus tierras ancestrales y que no piensan aceptar ninguna tierra alternativa. Mareco mencionó le llama la atención que ahora haya personas que están utilizando el nombre del INDI y ofreciendo tierras alternativas para la comunidad.

“No confío en esta persona porque lo primero que hizo fue ofrecerme ayuda en forma personal en todo lo que necesite. Este señor no entiende que ahora necesitamos que nos devuelvan nuestra tierra tal como la Corte Interamericana dispuso en su condena contra el Paraguay. No voy aceptar ninguna ayuda personal si es renunciando a la reivindicación comunitaria. Pero a pesar de ello voy a hablar con mi gente, que le escuchen, no tenemos problemas con que él vaya a conversar total no van a aceptar tierras alternativas” indicó Mareco.

Casas para Kelyenmagategma

Pero la propuesta de Flores Ferrari no se limitó solo a la adquisición de tierras para los indígenas de Sawhoyamaxa, también se ofreció para intermediar en la construcción de viviendas para la comunidad Kalyenmagategma.

Celso Benítez, líder comunitario, comentó que él y otros tres representantes indígenas del Chaco fueron llevados por Flores Ferrari hasta una vivienda ubicada en San Lorenzo, donde supuestamente funciona una ONG denominada Alto Forrest Paraguay, cuya directora sería Verónica Coronel Nagawa, donde les mostró los diseños de viviendas para la comunidad.

“Flores Ferrari nos pidió que no comentemos su propuesta con nadie, nos dijo que está asesorando a Ruben Quesler, quien ocupa la presidencia del INDI, y que puede conseguir los fondos para construirnos las casas y cumplir con uno de los puntos establecidos en el acuerdo que firmamos en diciembre pasado con el Estado. Nos dijo que no nos preocupemos de nada, que él como liberal tiene muy buenas relaciones con el presidente de la República y que van a cumplir con todos los compromisos toda vez que nosotros apoyemos con nuestro voto a los liberales” dijo finalmente el líder de Kelyenmagategma.

Fuente original