Cooperación al desarrollo > ¿Dónde estamos? > África Austral > Paises > Angola > Convenio Regional Angola - Municipalismo y Descentralización > Publicaciones > Susana Mendes: "El mundo rural tiene más dificultades en tener acceso a las (...)

Entrevista

Susana Mendes: "El mundo rural tiene más dificultades en tener acceso a las informaciones"

28 de febrero de 2013

Suzana Mendes, directora del gabinete de proyectos del Foro de Mujeres Periodistas para la Igualdad de Género (FMJIG), utiliza las herramientas de comunicación para hacer incidencia política sobre la violencia de género en las mujeres. Esta entrevista nos acerca a esta realidad de la que periodistas como ella hablan cada día.

¿En que contexto socio-político nace el Foro de Mujeres Periodistas para la Igualdad de Género (FMJIG)? R: Comenzamos a trabajar en 2006 y a crear el proyecto de la asociación. En términos prácticos los proyectos fueron implementados en 2009. Nació en un contexto de paz. Trabajamos en una campaña internacional llamada Desafiando el Silencio. Pretende combatir la violencia en un contexto de guerra y la violencia doméstica en Angola. Trabajamos utilizando los medios de comunicación y la capacitación de periodistas para combatir esa violencia. Antes las periodistas emitían las noticias, y a través de ONGs, nosotras, las periodistas podemos actuar en la lucha contra la violencia, es una oportunidad para ayudar mejor a la población.

¿Cómo la influencia de la guerra civil, finalizada en 2002, se manifiesta en la sociedad civil? R: Nosotras pensamos que ha tenido una gran influencia. Durante la guerra muchas familias fueron separadas, hubo muchas muertes. Con la cuestión de la guerra, la violencia extrema ha tenido mucha influencia psicológica en la sociedad y en la manera como las personas se comportan. Una persona que ha sufrido tanto con la violencia, puede convertirse también en una persona violenta.

La violencia es un problema muy grave. La violencia doméstica es contra niños, niñas, mujeres, ancianas. Existe la violencia contra los hombres también. La violencia doméstica es más amplia, es una violencia que es ejercida contra la mujer aunque también puede ser ejercida contra los hijos.

¿Qué objetivos persigue el Foro de Mujeres Periodista para la Igualdad de Género a nivel provincial y municipal? R: Buscar una sociedad más igualitaria entre hombres y mujeres. En esta legislatura tuvimos un 37 por ciento de mujeres. Tenemos que trabajar en las comunas, en los municipios sobre la igualdad de género y alcanzar la igualdad de género en Angola. En este momento, el gobierno está centralizado. Estamos trabajando para lograr que la perspectiva de género sea integrada. No hay mucho equilibrio en los servicios que se prestan. Nuestro objetivo es canalizar nuestro mensaje sobre la igualdad de género a través de los medios de comunicación. Al mismo tiempo actuamos como intermediarias entre el Estado y la población. Además las autoridades hablan de elecciones descentralizadas en 2014, el gobierno ha realizado reuniones, estamos trabajando en ello y la sociedad está trabajando en ello también.

¿De qué depende que finalmente se hagan las elecciones autárquicas de 2014? R: Eso va a depender mucho de la voluntad política de quién esté en el gobierno y de la presión de la sociedad civil. Entre 2014 a 2017 esperamos tener esas elecciones autárquicas.

¿Qué proyectos desarrollan en las provincias y municipios? R: Trabajamos en casi todas las provincias Luanda, Benguela, Kuando Kubango, etc; 18 provincias en total. Trabajamos en colaboración con periodistas locales para que puedan trabajar temas específicos y mejor tratados como el abordaje sobre la violencia doméstica. Hacemos programas de radio sobre descentralización y violencia doméstica en Bié, Huambo, Malange, Benguela, etc. Gravamos dos DVDs en 2009, 2010 y 2011 sobre la temática de la violencia doméstica y después fueron distribuidos a las ONGs.

Realizamos reuniones con los Consejos de Auscultación y Concertación Social (CACS), representantes locales electos por otras autoridades con mucha influencia en la sociedad, con la población, otras autoridades y nosotras para discutir sobre los problemas locales. Se exponen los problemas y después tienen respuesta a los problemas.

Nosotras trabajamos en la difusión sobre cuestiones vinculadas a la violencia doméstica. También Angola aprobó una Ley específica contra la Violencia Doméstica entonces estamos haciendo sensibilización sobre la población a través de los medios de comunicación. Informamos a la población de sus derechos en caso de violencia doméstica. Los programas se hacen en portugués y en lenguas locales para atender a un mayor número de personas. Otro tema trabajado se relaciona con la descentralización de gobierno. Así cuando llegue el momento de la descentralización, la población estará informada, por lo tanto los cambios no serán algo repentino.

¿Con qué otras organizaciones trabajan a nivel local e internacional? R: Trabajamos mucho a nivel local con la Asociación de Mujeres de Carreras Jurídicas, mujeres formadas en derecho y magistradas, que crearon una asociación para apoyar a la sociedad civil. Con gran parte de víctimas no tenemos el apoyo necesario, es solo por medio de esta organización de asesoramiento jurídico y legal a esas víctimas. Muchas veces ellas trabajan como abogadas sin recibir nada a cambio. La Asociación de Apoyo a la Mujer y la Policía de Angola (AMPA) nos ayudan en el asesoramiento de los programas de radio.

A nivel internacional trabajamos con LolaMora Producciones, nos ayudan mucho en la elaboración de los contenidos, producción de DVDs, programas de radio. También con el Instituto de Estudios Políticos para América Latina y África (IEPALA), Ayuda Popular de Noruega y Trocaire.

Nuestra campaña contra la violencia doméstica forma parte de una campaña internacional. Hemos participado de eventos importantes con respecto a esta temática africana en CIC Batá, es un centro de iniciativas para la cooperación en Andalucía, y PANOS en Londres. Es muy importante ese intercambio de experiencias en encuentros internacionales porque ayuda al desarrollo de nuestro trabajo y nos ayuda a mejorar nuestros métodos de trabajo.

¿Cómo articulan el trabajo de las periodistas, a nivel provincial y municipal, con las instituciones del Estado central? R: Normalmente hemos colaborado mucho con el ministerio de la Familia y Promoción de la Mujer. Los gobiernos locales poseen un departamento específico. A través del ministerio de Familia podemos tener acceso a todas las direcciones provinciales de la familia y promoción de la mujer. Trabajamos con la radio y televisión pública que llegan a todo el territorio nacional.

Nosotras tenemos periodistas que son miembros de nuestra organización y que trabajan en todos los niveles. El ministerio de Comunicación Social también es un socio de nuestro trabajo.

¿Cuáles son los obstáculos, a nivel provincial y municipal, que la sociedad angoleña tiene que superar en relación a la violencia familiar? R: El mayor obstáculo es la cuestión cultural. En las sociedades africanas todavía existen muchos tabús y prácticas que son discriminatorias para la mujer. En algunas localidades, los padres prefieren enviar solamente a los hombres a la escuela, en tanto que las mujeres tienen que ir muy temprano a trabajar o labrar la tierra. Las mujeres, desde muy jóvenes 12,13,14 años; son obligadas a casarse con hombres mayores.

Las mujeres generalmente discuten de sus problemas con la familia y nunca con una autoridad. La barrera cultural es el principal problema. Somos conscientes que es un trabajo largo, y que el mensaje que las personas van a recibir debe ser entendido y luego puesto en práctica.

Realizamos un abordaje referente a temas anticonceptivos en las radios locales. En la zona urbana, las niñas comienzan a tener una relación sexual muy temprana, generando un embarazo precoz. El ministerio de Educación ha incluido los temas de prevención sexual en la formación escolar y eso ya está siendo puesto en práctica en las escuelas de las ciudades principalmente. El mundo rural todavía sufre una falta de información. Es justamente en ese ámbito donde más tabú hay sobre el tema sexual. El mundo rural tiene más dificultades en tener acceso a las informaciones.

Para poder ayudar a las personas en África, el principal medio de comunicación es la radio. La falta de energía dificulta el acceso a la televisión, ordenadores y periódicos. Muchas veces las personas no tienen acceso por ser analfabetas o no saber leer y sí tienen acceso a la radio. La historia africana es oral, hay una tradición oral, lo que facilita todavía más hacer un programa de radio y atender a un mayor número de personas.

A nivel local, ¿cómo son capacitadas las periodistas en la prevención de la violencia familiar? R: Nosotras nos formamos con periodistas que ya tienen experiencia en estas áreas. Nos reunimos con periodistas y conversamos sobre los problemas, obstáculos, buscamos información y soluciones a los problemas. También estudiamos casos y el universo de la violencia doméstica para poder transmitir informaciones a la sociedad. Esas informaciones están generalmente basadas en situaciones concretas de violencia doméstica. Implementamos una red de periodistas, nos ayudamos mutuamente para generar presión pública y demandar justicia. En muchos casos hacemos denuncias públicas a través de los medios de comunicación de casos de violencia doméstica. ¿Cuál es la incidencia real de la Ley contra la Violencia Doméstica que entró en vigor, en Angola, en Julio de 2009? R: Es muy nueva todavía, porque entró en vigor en Julio de 2009, y tenemos pocos casos juzgados por la Ley. Tenemos el caso de una señora, Maria de Lourdes, cuyo caso fue juzgado en Benguela. Es el caso más reciente. Desde el principio ella contó con el apoyo necesario y favorable para con su persona. En base a esa Ley, el autor de la violencia fue juzgado. Por ser tan reciente, todavía es difícil evaluar si la Ley va a funcionar o no. Lo interesante es que un tercero puede hacer la denuncia en el caso que alguien sufra violencia y no pueda o quiera denunciar por miedo u otra razón. El Estado tiene la obligación de prestar atención y asistencia a las víctimas. Muchas veces tiene que brindar ayuda y protección en casas de Acogida.

¿Cuáles son los puntos débiles de la Ley contra la Violencia Doméstica? R: El punto débil, es una Ley que tiene que ser mejor reglamentada. O sea que hay puntos, artículos específicos, que deben ser bien especificados y reglamentados para su mejor aplicación, no dando lugar a lagunas para interpretaciones incorrectas.

¿Por qué es importante trabajar con los medios de comunicación sobre violencia doméstica? R: Es importante porque los medios de comunicación tienen una gran influencia sobre las personas y son grandes formadores de opinión. Si los medios de comunicación se usaron para tantas cosas negativas, por qué no usarlos para cosas positivas. Todas las organizaciones de Angola nos han recibido muy bien y nos han dado mucho apoyo. Si no fuese por ese apoyo no hubiéramos alcanzado nuestros objetivos.

¿Cuáles son los proyectos futuros que quieren desarrollar?

R: Aumentar el trabajo relacionado con la descentralización que es una cosa nueva. Queremos lanzar un proyecto expansivo para el cambio de prácticas y actitudes discriminatorias para la mujer en Angola, un proyecto que tendrá carácter nacional. Continuar trabajando en los Derechos de Igualdad de Género y en la Campaña Desafiando el Silencio.

Escrito por Wanda Lia Papagna.

PDF - 92.8 KB
Descargar la entrevista en portugués